Saltar al contenido
Cosmética Natural Silvia

CHAMPÚ LÍQUIDO CASERO Y NATURAL

Mi Champú líquido casero y natural.

Aprende a hacer champú líquido casero y natural de una manera fácil para cuidar tu cabello, dándole fuerza, brillo, y previniendo la caspa, entre sus muchas propiedades.

Además es apto para todo tipo de cabellos, incluidos los niños (sin embargo no es apto para bebés).

Abordaremos la siguiente información:

  1. Ingredientes del champú líquido casero y natural.
  2. Propiedades de los ingredientes de nuestra receta de champú líquido casero y natural.
  3. Cómo hacer el champú casero líquido natural.

1.- Ingredientes del champú líquido casero y natural.

Los ingredientes para 500 grs. son:

  • Goma xantana: 5 grs.
  • Glicerina: 20 grs.
  • Agua de rosas: 25 grs.
  • Agua destilada: 212,5 grs.
  • Vitamina B5 en polvo: 15 grs.
  • Proteína de seda: 10 grs.
  • Proteína de trigo hidrolizada: 15 grs.
  • Aceite de almendras: 10 grs.
  • Aceite esencial de mandarina: 7,5 grs.
  • Coco glucósido: 175 grs.
  • Sharomix 705: 5 grs.
  • Necesitarás también un poco de agua destilada y de ácido cítrico para bajarle el ph al champú.

2.- Propiedades de los ingredientes de nuestra receta de champú líquido casero y natural.

La goma xantana la utilizamos como espesante para aportarle la textura a nuestro champú.

La glicerina la vamos a utilizar como humectante, por lo que contribuye a la hidratación del cabello y del cuero cabelludo, aporta brillo y ayuda a eliminar la caspa, como así nos cuentan en mejorconsalud.as.

Rosa damascena

El agua de rosas aportará hidratación y tiene propiedades antiinflamatorias por lo que ayuda a evitar la caída del cabello, previene la caspa y el picazón, y estimula el crecimiento capilar, entre otras propiedades.

El agua destilada la usamos como vehículo para añadirle todos los activos a nuestro champú, además aporta hidratación.

La vitamina B5 tiene la virtud de penetrar hasta la raiz del cabello, y le aporta fuerza, y acción cicatrizante y nutritiva al folículo piloso, además ayuda a evitar la pérdida de coloración y la caída.

La proteína de seda y la proteína de trigo hidrolizada las usamos como reparadoras del cabello y por sus efectos acondicionadores. Ya que crean una película protectora que protegen nuestro cabello como así nos cuentan en caléndula.cl.

El aceite de almendras nos reengrasará nuestro cabello, ya que es bueno tener un mínimo de grasa, y nos aportará nutrición.

El aceite esencial de mandarina lo utilizo por su aroma, podéis sustituirlo por otro de vuestra preferencia. Obviamente además del aroma nos aportará sus propiedades entre las que destaca que dejará el cabello más fuerte, brillante, e hidratado.

El coco glucósido es el tensioactivo, y por tanto es el agente lavante y espumante de nuestro champú. Se trata de un tensioactivo muy suave por lo que es apto para pieles delicadas y para niños.

El Sharomix 705 es un conservante natural para que nuestra elaboración no se estropee.

3.- Cómo hacer el champú casero líquido natural.

1.- Primero lavarse bien las manos y desinfectar todo los utensilios que vayamos a utilizar (para ello los lavaremos bien con agua y jabón, luego los rociamos con alcohol y dejaremos evaporar este alcohol). Una vez evaporado y seco todos los utensilios, nos lavaremos las manos y podremos empezar con la elaboración.

2.- Luego ponemos en un recipiente el agua de rosas y la goma xantana y agitamos bien para integrar, hasta que se forme una especie de gel o pasta.

3.- A continuación le añadimos el agua destilada y volvemos a mezclar hasta formar un gel y que no tenga grumos. Podemos hacerlo con cualquier cucharilla o utensilio, pero si nos ayudamos de la batidora será más rápido.

4.- Cuando esté el gel ya formado (mejor sin grumos, aunque si queda alguno como vamos a seguir batiendo, lo importante es que al final no quede ninguno), le añadimos la glicerina, los dos tipos de proteína, y volvemos a batir para integrarlos.

5.- A continuación le añadimos el pantenol y volvemos a mover para integrarlo bien.

6.- Ahora unimos en un recipiente a parte el aceite de almendras con el aceite esencial y mezclamos bien. Una vez mezclados se lo añadimos a la mezcla anterior, y volvemos a mover para mezclar bien.

7.- Ahora es el momento de añadir el tensioactivo, es decir, el coco glucósido, el cual movemos bien pero sin agitar muy fuerte para que no se forme espuma.

8.- En este momento es cuando medimos el ph, y lo corregimos, hasta conseguir un ph 5 ó 5,5, para que sea respetuoso con la piel, y debemos hacerlo ahora porque el Sharomix no es efectivo con ph altos, y ya os digo yo que os va a salir alto.

Si no sabéis medir y corregir el ph, pulsar el enlace y os lleva a un tutorial que yo he elaborado al respecto.

9.- Logrado ya el ph adecuado, añadimos el sharomix, y agitamos bien para integrarlo.

9.- Y ya sólo nos queda envasar en el bote escogido. Yo en esta ocasión he usado un bote reciclado que era de uno de los champús que venden, y me han dado el bote después de usarlo.

Con el conservante natural que le hemos añadido puede durar de tres a seis meses desde la fecha de elaboración.

Champú ya terminado y envasado listo para usar.

Y si quieres ver todo el proceso en vídeo, aquí te dejo el enlace:

Y listo, ya hemos terminado, espero os haya gustado.

Quizás pueda interesarte: Cómo hacer champú sólido ayurveda con shikakai-receta ó cómo hacer champú seco casero, ó champú sólido para pelo graso y con caída de cabello, ó champú sólido uso frecuente.

Os espero abajo en comentarios para cualquier duda al respecto, ó para que me contéis que tal os ha ido con la elaboración e impresiones posteriores después de su uso.

Settings